Recorrido por el oeste americano

Hay destinos calificados como imprescindibles, destinos que son como parte de un fondo de armario viajero y que no pueden faltar en tu lista de viajes por hacer. Uno de ellos es el oeste americano, un icono de nuestra civilización global que todos deberíamos visitar en algún momento de nuestra vida.

El hilo conductor de esta aventura es el lejano oeste, antes conocido como «Far West». Este recorrido por el oeste americano es un viaje ciudad-campo-ciudad, adaptado a grupos familiares. Está pensado como un itinerario extenso, aunque, como siempre, puede acortarse a medida.

Comenzaremos por conocer San Francisco, un éxito asegurado para niños y adultos. Es una ciudad en la que puede pasar de todo y en la que se puede ver de todo, pero al final la conclusión es clara e inequívoca: te gusta, o bien, te gusta. Si quieres conocer más a fondo esta ciudad y sus alrededores puedes pedirnos más información.

Conduciremos hasta la zona sur del valle de Yosemite, donde tendremos la oportunidad de contemplar su parque nacional y El Gran Capitán, una imponente montaña rocosa resultado de la acción glaciar. En un paraje cercano, conocido como Mariposa Grove, podremos realizar una parada imprescindible en nuestra ruta para ver las impresionantes secuoyas gigantes.

Seguiremos esta aventura atravesando el valle desértico del Death Valley para llegar a Las Vegas al atardecer. Desde este punto, nos dirigiremos al Bryce Canyon, no sin antes aprovechar para hacer un pequeño desvío hasta el parque nacional de Zion. Procuraremos llegar al parque nacional de Bryce Canyon antes de la puesta de sol para disfrutar del espectáculo de luz que hace que el paisaje parezca mágico.

Partiremos hacia el pueblo de Page donde nos espera la presa Glen y el lago Powel y el asombroso espacio natural Antelope Canyon, situado dentro de la reserva india de la Nación Navajo, que muchos consideran como uno de los enclaves más fotogénicos del mundo. No podemos terminar nuestro periplo sin ver dos lugares míticos como son Monument Valley, un rincón inhóspitamente bello, y Grand Canyon, en la parte de South Rim.

Con unas cuantas horas más de coche habremos llegado a Los Ángeles, la cuna de la industria cinematográfica por excelencia. Además de visitar Hollywood y de sentirte una estrella caminando por el Paseo de la Fama, tendrás la oportunidad de contemplar sus televisivas zonas playas, donde daremos por finalizado este apasionante “roadtrip” por la costa oeste de Estados Unidos.

¿Te ayudamos a planear este viaje?

Contacta con nosotros y nuestro equipo de expertos te atenderá lo antes posible

Nuestro equipo trabaja desde la excelencia para hacer realidad el viaje de tus sueños.

Déjanos tu email y no te pierdas nuestras promociones exclusivas.

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios.    Ver Política de cookies
Privacidad